Champiñones parmesanos

Champiñones rellenos
Champiñones rellenos

Con estos champiñones empiezo mi colaboración en el blog de recetas de la Cadena SER, por amor al arte y a la cocina y para entretener los ratos libres que últimamente disfruto más a menudo. Los champiñones parmesanos están inspirados en una receta de El Aderezo. En este caso, se trata de una versión un poquito más “ligera” y vegetariana. Puede servir como entrante pero si la opción de los canapés nos sabe a poco siempre podemos convertirlo en un plato, acompañando con unas verduras al horno o una ensalada sencilla.

INGREDIENTES

  • 3 o 4 champiñones (por persona)
  • 1 cebolleta picada
  • Queso philadelphia de ajo y finas hierbas
  • Pan rayado
  • Parmesano rayado
  • Sal y pimienta
  • Perejil
  • Acompañamiento: ensalada (que estamos en la recta final de la operación bikini)

¿Cuánto me cuesta hacer esta receta? 7 euros (aprox)

  1. Lavamos los champiñones. Cortamos sus tallos y reservamos el resto del champiñón. Picamos los tallos y los rehogamos con la cebolleta picada en una sartén a fuego medio-fuerte durante 3-4 minutos. Dejamos enfriar un poco (tiene que quedar templado)
  2. En un recipiente pequeño, mezclamos el queso philadelphia (calcular unos 50 gr de queso por persona: 3 champiñones más o menos) con la mezcla de cebolleta y champiñón. Salpimentamos.
  3. Con esa mezcla, vamos rellenando los champiñones sin tallo que habíamos reservado al principio.
  4. Mientras precalentamos el horno a 200ºC, mezclamos un poco de pan rayado con queso Parmesano rayado, y con ello espolvoreamos los champiñones ya rellenos.
  5. Horneamos los champiñones unos 12-15 minutos mientras nos ocupamos de la ensalada o de lo que hayamos elegido para acompañar. Una vez gratinados, sacamos los champiñones del horno y los rematamos con un poquito de perejil.

… ¡Que aproveche!

Anuncios

Empanada gallega de bonito

Empanada sonriente
Empanada sonriente

Esta sequía de recetas tiene una excusa, y es buena. Dos años después de haber eliminado la palabra “vacaciones” de mi vocabulario, he vuelto a utilizarla. No solo echaba de menos el tiempo libre sino también las playas y el paisaje ‘galiforniano’ que es donde pongo en práctica el arte del ‘dolce far niente‘ por eso, desde el paradisiaco municipio de Aldán, hago honor a la gastronomía gallega con una rica empanada gallega de bonito sonriente. Porque la vida, es un carnaval.

INGREDIENTES

Para la masa (siempre puede comprarse hecha pero hacerla uno mismo es mucho más divertido)

  • 500 gr de harina
  • 200 ml de aceite
  • 150 ml de leche
  • 1/2 cucharadita de levadura en polvo
  • Sal

Para el relleno:

  • 500 gr de tomate triturado
  • 200 gr de pimientos (rojos y verdes)
  • 200 gr de bonito en aceite
  • 2 cebollas
  • Sal
  1. Lo primero, es hacer la masa. Se mezclan la harina, la sal, la levadura, el aceite y la leche. Amasamos y dejamos reposar media hora.
  2. Mientras reposa la masa, nos ponemos manos a la obra con el relleno. Picamos la cebolla y los pimientos.  Rehogamos la cebolla en una sartén con un poco de aceite. Añadimos el tomate triturado y los pimientos picados. Dejamos rehogando una hora.
  3. Cuando haya pasado una hora, quitamos la sartén del fuego, y dejamos enfriar el relleno. Una vez frío, precalentamos el horno a 200ºC.
  4. En una superficie con harina estiramos la masa y la cortamos en dos. Una de las mitades se coloca en un molde untado con aceite y harina.
  5. Por encima, se reparte el bonito desmenuzado y el relleno que habíamos dejado enfriar. Lo cubrimos con la otra mitad de la masa y sellamos los bordes. Con lo que sobre de masa podemos escribir o dibujar lo que queramos para decorar la empanada.
  6. Pinchamos con un tenedor y pintamos con huevo la empanada antes de hornearla. Horneamos durante 45 minutos a 200ºC…y ya tenemos una empanada gallega sonriente.

…¡¡¡Que aproveche!!!