Caldo de Saigon

Sopa Saigon
Sopa de Saigon

La cosa va de caldos en enero. Si el Caldo Emiliana nos invitaba a reponer fuerzas tras el arduo paso de nuestro cuerpo por las fiestas navideñas, este Caldo Saigon nos incita a retomar las viejas costumbres y pegarnos un viaje gastronómico como Dios manda. Saigon, hoy más conocida como Ho Chi Minh, es la ciudad más grande de Vietnam y está situada al oeste de la desembocadura del río Saigon (de ahí su ex nombre). En este caldo se mezclan algunos de los sabores/ingredientes más reconocibles de la gastronomía vietnamita (o al menos los que más asocian a esta gastronomía los paladares orientales: la lima, el cilantro, la menta, la soja…). Sirva de ejemplo la Sopa Phô Bo, que es mucho más que ‘una sopa de fideos’. A ver qué os parece esta versión…

Abrónchense los cinturones y enciendan los fogones…

INGREDIENTES (para 4 personas)

  • 2 litros de caldo de pollo
  • Pimienta negra
  • Jengibre
  • 1 diente de ajo
  • 1 cebolla
  • 1 cucharilla de fish sauce
  • 3 cucharillas de salsa de soja
  • 2 pechugas de pollo
  • 300 gr de fideos de arroz
  • 12 gambas
  • 100 gr de brotes de soja
  • 25 gr de menta
  • 2 cucharadas de cilantro
  • Cebollino
  • 1 pimiento rojo
  • 3 limas

¿Cuánto me cuesta preparar esta receta? 20 euros (si tienes que comprar todos los ingredientes, para cuatro personas)

  1. En una olla mezclamos el caldo de pollo, la pimienta negra, el jengibre, el ajo, la cebolla, la fish sauce y la salsa de soja. Dejamos que hierva. Cuando rompa a hervir bajamos el fuego a media temperatura y dejemos que chapotee durante 5 minutos más.
  2. Echamos la pechuga de pollo entera en el caldo. Dejamos cocer 15 minutos más hasta que el pollo quede bien cocido.
  3. Sacamos la pechuga de pollo del caldo y la dejamos enfríar. Cuando esté fría la cortamos en láminas  y dejamos reservado.
  4. Colamos el caldo y lo pasamos a una olla limpia. Salpimentamos al gusto y dejamos que siga cociendose a fuego medio.
  5. Mientras, cocemos los fideos en agua hirviendo durante 6-8 minutos o hasta que veamos que están hechos. Las colamos.
  6. Separamos los fideos en cuatro boles. Añadimos unas láminas de pollo a cada bol.
  7. Echamos las gambas en el caldo que sigue cociendo y las dejamos 2-3 minutos  hasta que estén cocidas en su punto. Las sacamos y se las añadimos a los boles que estamos emplatando.
  8. Rematamos con los brotes de soja, unas hojas de menta y un poco de cilantro.
  9. Terminamos el plato repartiendo el caldo entre los cuatro boles. También podemos añadir un poco de pimiento rojo picado por encima y servir con un gajo de lima para que cada comensal le de el punto de acidez que considere al plato.

¡¡¡Que aproveche!!!

Caldo Emiliana

Caldo emiliana
Caldo emiliana

 

Ya han quedado atrás las fiestas, las comilonas, los empachos, la resaca (al menos de forma habitual) y los días de descanso. Ya pasó la Navidad. Para amenizar y facilitar la vuelta a la rutina y la lucha que comienza ahora contra las consecuencias de los excesos navideños, os propongo un caldito como Dios manda, de esos que hacían las abuelas, en este caso las italianas, y que reconfortan a cualquier persona, en cualquier circunstancia.

INGREDIENTES

  • 1.5 litros de caldo de pollo
  • 30 gr de pan rallado
  • 30 gr de queso parmesano
  • 1 cucharilla de harina
  • 1 huevo
  • 20 gr de mantequilla
  • Nuez moscada
  • Perejil picado
  • Sal y pimienta

¿Cuánto me cuesta preparar esta receta? 7 euros (si tuvieras que comprar todos los ingredientes)

  1. Ponemos a hervir el caldo de pollo en una cacerola.
  2. En un bol a parte mezclamos el pan rallado, el queso parmesano, la harina, la mantequilla, el huevo batido, la sal, la pimienta y la nuez moscada. Removemos y amasamos estos ingredientes hasta lograr que la masa quede homogénea.
  3. Ponemos la pasta en un pasapurés o en un chino y lo colocamos encima de la cacerola que contenga el caldo de pollo hirviendo. Vamos pasando la pasta para que vaya cayendo en el caldo con forma de pequeños cilindros.
  4. Dejamos cocer a fuego lento durante 2 minutos hasta que las pastitas se pongan a flotar en el caldo.
  5. Terminamos con un poco de perejil picado.

¡¡¡Que aproveche!!!

Crema de coliflor

Crema de coliflor con olivada

Después de un mes de pingo por Francia y sus rutas ciclistas, paso por Madrid para preparar una crema de coliflor muy apta para operaciones bikini y comidas veraniegas y ligeras. Fácil, sencilla y para toda la familia. Aunque a algunos todavía les cueste encontrarle la gracia a la coliflor…ya verás como esta crema es una buena manera para empezar una bonita historia de amor con esta verdura.

INGREDIENTES

  • 1 coliflor grande
  • 4 patatas medianas
  • 2 cebollas
  • 2 litros de caldo de pollo
  • 200 ml de vino blanco
  • 100 gr de aceitunas negras
  • 100 gr de queso cremoso
  • 50 gr de mantequilla
  • Aceite de oliva
  • Sal y pimienta

¿Cuánto me cuesta preparar esta receta? 10 euros aprox

  1. Picamos la cebolla y la rehogamos a fuego lento con la mantequilla y con un chorrito de aceite de oliva. Dejamos que se haga durante 35 minutos hasta que la cebolla se deshaga.
  2. Rocíamos con el vino blanco y dejamos que se evapore un poco. Mientras, pelamos y cortamos las patatas en trozos medianos. Añadimos el caldo de pollo y las patatas troceadas. Tapamos y dejamos cocer 10-12 minutos.
  3. Añadimos la coliflor y dejamos cocer 8 minutos más (hasta que veamos que las patatas están cocidas). Para aseguirarnos de que lo están simplemente hay que pincharlas con un cuchillo y comprobar que estén tiernas.
  4. Para preparar la olivada, deshuesamos las aceitunas negras y las trituramos. Vamos añadiendo 50 ml de aceite de oliva muy poquito a poco mientras removemos el picadillo de aceitunas con un tenedor. El objetivo es que quede líquido pero que se sigan viendo los trozos de aceituna.
  5. Trituramos la coliflor con las patatas y el caldo de cocción. Si queda demasiado espeso podemos añadirle un poco más de caldo de pollo; si queda demasiado líquido lo dejamos un rato más al fugo, sin la tapa, para que reduzca. Dejamos reposar.
  6. Pasamos la crema por el chino para que quede más suave. Añadimos el queso cremoso y corregimos de sal.
  7. Servimos la crema y la rematamos con un chorrito de olivada para que nos quede de rechupete.

¡¡¡Que aproveche!!!

Esta receta es una crema de coliflor ‘deluxe’ de El Comidista que viene con ‘huevas de trucha’ incluídas.

Sopa de brócoli con queso

Sopa de brócoli con queso
Sopa de brócoli con queso

La foto ha quedado chuchurría…para que nos vamos a engañar, pero prometo que la sopa está buenísima. Es una receta “fácil, sencilla y para toda la familia“. Además, es muy poco calórica…así que, tranqulidad, porque no echa por tierra ninguna operación bikini. El queso azul le da un toque muy bueno porque combina genial con el sabor del brócoli, pero ¡que no cunda el pánico entre los turófobos* que se puede hacer sin! Eso sí, si te animas a echar queso azul, ten cuidado con la sal. Es un queso ya salado de por sí, además también tiene sal el caldo de verduras…así que no te olvides de ir probando para asegurar el punto de sal y no tener un disgusto.

* Las personas que sufren turofobia no pueden ver un simple pedazo de queso, ya sea de un tipo o en particular, como el mozarella o el cheddar, o temen al queso en general. Esto se debe a una experiencia traumática sufrida con anterioridad. [NO COMMENT.]

INGREDIENTES

  • 600 gr de brócoli
  • 300 gr de patatas
  • 1.5 litros de caldo de verduras
  • 2 cucharillas de tomillo
  • 80 gr de queso azul
  • Sal y pimienta
  1. Pelar las patatas y cortarlas en trozos medianos. Cortar las ramas del brócoli y ponerlos en una olla con las patatas, el caldo de verdura y el tomillo.
  2. Dejar cocer. Una vez que hierva, tapamos la olla y dejamos hacer durante 15 minutos (o hasta que veamos que la patata está hecha).
  3. Pasar la sopa por la batidora hasta que quede cremosa. Podemos pasarla después por un chino/pasa-purés también para asegurarnos de que no quedan grumos. Salpimentar.
  4. Servir caliente y con el queso azul desmigado por encima.

¡¡¡Que aproveche!!!

Sopa de pan, tomate y queso

Sopa de pan, tomate y queso
Sopa de pan, tomate y queso

¿Te gusta el pan? ¿Te gusta el tomate? ¿Te gusta el queso?…si la respuesta es sí, he aquí tu sopa perfecta. Ya que febrero nos recibe así de frío y sin ganas, sigamos los consejos de Eva y pongámosle “sabor a la vida“…y ¿qué mejor sabor que este?

INGREDIENTES

  • Aceite de oliva
  • 350 gr de ciabatta dura
  • 3 dientes de ajo
  • 1 guindilla roja
  • 3 tomates grandes
  • Caldo de pollo
  • 100 gr de queso pecorino rayado.
  1. En una olla grande calentamos el aceite de oliva. Añadimos el pan y dejamos hacer a fuego medio durante 4 minutos sin dejar de remover, hasta que el pan este crujiente y doradito.
  2. Añadimos el ajo y la guindilla y dejamos hacer dos minutos más.
  3. Añadimos los tomates troceados y dejamos rehogar 5 minutos. Cuando esté todo bien caliente añadimos 6 o 7 tazas de caldo de pollo hirviendo y dejamos cocer durante 20 minutos hasta que espese.
  4. Corregir la textura de la sopa añadiendo un poco de caldo si vemos que es necesario y rociar con el queso pecorino rayado. Salpimentar.
  5. Servir con un poco de queso pecorino por encima.

¡¡¡Que aproveche!!!

Sopa de cebolla

Sopa de cebolla
Sopa de cebolla

Arrancamos el 2015 con un super clásico de la cocina francesa, la sopa de cebolla. Tiene sus amantes y detractores pero a mí me gusta…y esta semana que he estado malita, como muchos por lo que parece, se me ha antojado.

INGREDIENTES

  •  4 cebollas
  • 50 gr de mantequilla
  • 1 cucharada de harina
  • 1 diente de ajo
  • 4 cucharadas de aceite
  • 1 pizca de nuez moscada
  • 4 rebanadas de pan
  • 100 gr de queso gruyère
  • Sal y pimienta

¿Cuánto me cuesta preparar esta receta? 6,50 euros aprox.

  1. En una cacerola con mantequilla se pocha la cebolla cortada en tiras muy finas, hasta que se ponga transparente. Se añade la harina y se deja que coja color, removiendo frecuentemente.
  2. Sin dejar de remover se va añadiendo poco a poco un litro de agua hirviendo. Salpimentar. Dejamos reducir durante 20 minutos a fuego lento con la olla tapada.
  3. Añadir la nuez moscada y el ajo bien picadito.
  4. Cuando vayamos a servir, doramos la rebanada de pan con el aceite y lo añadimos a la sopa en el último momento. Espolvoreamos con queso gruyère rallado y gratinamos un momento antes de servir.

¡¡¡Que aproveche!!!

Sopa de verduras con ‘pistou’

Sopa de verdura provenzal con judías y salsa  'pistou'
Sopa de verdura provenzal con judías y salsa ‘pistou’

El veroño se acabó y la fiesta comensó. Fiesta de sopitas, claro. Este calor otoñal nos tenía despistados pero parece que ya se ha instalado el frío y que noviembre ha decidido no andarse con tonterías. Lo bueno: las sopas calentitas apetecen mucho más y eso también mola. Sin olvidarnos de la ‘Operación Polvorón’, que está a la vuelta de la esquina, vamos con una sopa de verduras super rica y super sana que nos calentará hasta el dedo meñique del pie.

INGREDIENTES

  • 125 gr de alubias secas (dejar a remojo toda la noche anterior)
  • 1 cebolla
  • 1 puerro
  • 600 gr de calabaza
  • 2 calabacines
  • 100 gr de judías verdes de bote (las que vienen cortadas en trocitos)
  • Aceite de oliva
  • Perejil fresco
  • 3 dientes de ajo
  • 60 gr de parmesano rayado

¿Cuando me cuesta preparar esta receta? 8,5 euros aprox.

  1. Empezamos preparando la salsa ‘pistou’ picando muy fino el ajo y el perejil. Añadimos el queso parmesano y lo pasamos por la batidora para que todo quede integrado. Sin parar la batidora, vamos añadiendo poco a poco el aceite hasta que se vaya formando una pasta. Salpimentamos y reservamos.
  2. Ponemos a cocer las alubias en agua hirviendo durante 50-60 minutos (vamos probando hasta que no estén duras). Cuando estén hechos los escurrimos y reservamos.
  3. En una olla con aceite rehogamos la cebolla y el puerro picados a fuego lento durante 10 minutos. Añadimos la calabaza pelada y troceada y la zanahoria picada. Lo mezclamos todo bien y dejamos rehogar 3 minutos más a fuego medio.
  4. Añadimos 1,5 litros de agua y dejamos cocer 5 minutos.
  5. Añadimos las alubias y el calabacín y dos cucharillas de sal. Dejamos cocer 15 minutos.
  6. Añadimos las judías verdes de lata y dejamos hacer 5 minutos más.
  7. Antes de apagar el fuego comprobamos que todas las verduras estén hechas y tiernas. Corregimos de sal y pimienta.
  8. Retiramos del fuego y añadimos la salsa ‘pistou’ en caliente antes de servir.

¡¡¡Que aproveche!!!

Gazpacho de mi abuela Maruja

Gazpacho de mi abuela Maruja
Gazpacho de mi abuela Maruja
Foto: Celia Cueto

La mía no es una familia especialmente cocinitas por lo que no se exactamente de donde me viene el gusto por la cocina y todo aquello que la rodea. Lo que sí se es que sí tenemos una receta de esas que pasan de generación en generación y que a todos nos recuerda el sabor a casa y a verano. Mi abuela Maruja lo bordaba, mi padre lo clava y yo estoy empezando a pillarle el truco. Lo que hoy comparto con vosotros es un tesoro familiar.

INGREDIENTES

  • 3/4 de barra de pan duro
  • 1 kg de tomates maduros
  • 1 pimiento verde
  • 1 pepino
  • 1/2 cebolla
  • 3 dientes de ajo
  • Sal
  • 100 ml de aceite de oliva
  • 50 ml de vinagre
  1. Ponemos el pan duro a remojo en una ensaladera.
  2. Cuando esté bien empapado lo pasamos de la ensaladera a otro recipiente en el que vayamos a preparar el gazpacho.
  3. Cortamos los tomates y los añadimos al bol del pan. Añadimos también el pimiento, el pepino troceado y el ajo picado.
  4. Rociamos con el aceite de oliva y un puñadito de sal.
  5. Cogemos la batidora y lo trituramos todo.
  6. Cuando coja consistencia de papilla, dejamos a un lado la batidora y cogemos el chino. Pasamos por el chino todo lo que habíamos tirturado para que el gazpacho vaya cayendo en otro bol. Podemos echar un poquito de agua si vemos que nos está quedando muy espeso.
  7. Una vez pasado por el chino, rocíamos con el vinagre y vamos probando y aderezando al gusto.

¡¡¡Que aproveche!!!

Vichyssoise

Vichyssoise
Vichyssoise

La Vichyssoise, en cristiano “crema de puerros con cosas (patatas, cebolla, nata)”, es una de las recetas estrella de la gastronomía francesa más tradicional. Y también es una receta estrella en mi casa. El sabor y sobre todo el olor de esta crema siempre me recordará a mi infancia en Bruselas. La pasada Nochevieja, elegimos la Vichyssoise como parte de nuestro menú de fin de año y, como siempre, lo petamos.

INGREDIENTES

  • 500 gr de patats
  • 4 puerros
  • 1 cebolla
  • 60 gr de mantequilla
  • 1,5 l de caldo de pollo
  • 200 ml de nata
  • 1 cucharada de cebolleta picada
  • 1 pizca de nuez moscada
  • Sal y pimienta
  1. Pelamos las patatas y las cortamos en rodajas finas. Cortamos los puerros en tiras. Pelamos la cebolla y la cortamos también en rodajas finitas.
  2. En una cazuela, derretimos la mantequilla y salteamos la cebolla y el puerro. Añadimos el caldo de pollo y las patatas. Dejamos que hierva y una vez que empieza a hervir dejamos cocer con tapa durante 40 minutos.
  3. Una vez transcurrido el tiempo de cocción, se tritura todo con la batidora hasta que quede la crema lisa y sin grumos (se puede pasar por un chino si quieres que quede perfecta). Dejamos enfriar.
  4. Una vez la crema esté a temperatura ambiente añadimos la nata, la nuez moscada y la cebolleta picada muy fina. Salpimentamos.
  5. Si vemos que nos ha quedado muy espesa, añadimos un poco más de caldo. Si no, dejamos que termine de enfriar en la nevera y  servimos muy fría. También se puede tomar caliente, pero yo personalmente, prefiero cuando se sirve fría.

¡¡¡Que aproveche!!!

Crema de tomate y zanahoria

Crema de tomate y zanahoria
Crema de tomate y zanahoria

Esta semana una receta de crema 100% vegetariana a modo de homenaje a mi adorada Comeflowers, porque es una chica excelente y siempre lo será.

INGREDIENTES

  • 500 gr de zanahoria
  • 2.5 cucharadas de aceite
  • 1 cebolla picada
  • 1 cucharilla de comino molido
  • 1 cucharilla de pimentón dulce
  • 1,5 kg de tomates pelados
  • 2.5 tazas de caldo de pollo (para los vegetarianos, con caldo de verdura)
  • Picatostes
  1. En una olla calentamos un poco de aceite para rehogar la cebolla picada y las zanahorias. Dejamos rehogar a fuego lento hasta que las verduras estén tiernas.
  2. Añadimos el comino, el pimentón y dejamos rehogar otros 2-3 minutos más.
  3. Añadimos los tomates pelados y troceados y el caldo de pollo y dejamos cocer 15 minutos hasta que el tomate esté hecho.
  4. Trituramos todas las verduras con la batidora y lo pasamos luego por el chino para que quede la textura perfecta. Si vemos que nos ha quedado muy espesa podemos añadir un poco más de caldo.
  5. Dejamos enfriar a temperatura ambiente hasta que deje de quemar y servimos con picatostes.